estrategia-seo-ecommerce

Cómo posicionar tu tienda online:10 estrategias

¿Tienes una tienda online y no sabes cuáles son los pasos que debes dar para posicionarla?

¿Estás perdido porque te has leído mil tutoriales de para posicionar tu tienda online pero no das ni una?

En este artículo te hablaré de los pasos más importantes que debes dar para definir la estrategia SEO de tu tienda online.

Tener una estrategia SEO para tu e-commerce es imprescindible si quieres rentabilizarla, ya que te ayudará a captar tráfico cualificado. 

Pero no sólo por eso: un SEO bien trabajado mejorará el branding de tu marca y te dará autoridad.

De hecho, la mejor acción SEO que puedes llevar a cabo es que el SEO trascienda al trabajo SEO 😉 (esto ya es reflexión friki-SEO, pero ahí la dejo). 

Recuerda que el posicionamiento web cuesta y no vas a posicionar tu tienda online en dos días ni en un mes.

Eso sí, una vez que estés bien posicionado por el término que te interesa, será muy difícil bajar de ahí. 

Y ahora sí, vamos con los pasos [imprescindibles] que debes tomar para tu estrategia SEO.

 

1. Análisis de la tienda online

 

Antes de empezar a realizar una estrategia SEO, tienes que pensar fuera del SEO.

Si trabajas el posicionamiento web de tu e-commerce es porque tienes unos objetivos de negocio que pueden ser, por ejemplo, vender x unidades de un producto o facturar x dinero.

analisis-negocio

¿Y qué tiene que ver esto con el SEO?

Pues que, antes de pensar en palabras clave, piensa en qué productos quieres potenciar, cuáles son los más rentables o los más populares.

Esta reflexión también te puede ayudar a identificar aquellos menos competitivos en los que crees que tu competencia lleva las de ganar.

Esto te ayudará a enfocarte en posicionar un número más reducido de palabras clave y a llevar cierto orden.

Si ya has hecho «experimentos SEO» con tu e-commerce, sería interesante saber cuáles son las palabras que estás posicionando (ayúdate de Search Console).

Saber qué palabras clave estás atacando te permitirá enfocarte en otras palabras clave y conocer tu punto de partida.

Una vez que tengas claro estos aspectos, puedes hacer todos los estudios de palabras clave que quieras.

 

buyer-persona2. Definición de tu buyer Persona

 

Definir quiénes son tus clientes potenciales es un paso muy importante para orientar tanto la estructura web de tu E-Commerce como el contenido de partes no transaccionales como el blog.

El Buyer Persona es una representación ficticia de la persona a la que quieres vender tu producto.

No se limita únicamente a los aspectos sociodemográficos, sino que ahonda también en la personalidad del consumidor.

Cuando describas a tu Buyer Persona, procura imaginar qué redes sociales frecuenta, o cómo toma sus decisiones de compra.

Crear tu Buyer Persona no sólo te sirve para decidir qué productos o contenidos destacar en tu tienda online, sino que también te ayudará a crear mejores páginas de venta o mejores copys en tus fichas de producto.

 

analisis-competencia3. Análisis de la competencia

Tan importante es el punto de partida de tu negocio como analizar a tu competencia. Y aquí ya entramos también en terreno SEO. Algunas preguntas que deberías responderte sobre tu competencia:

  • ¿Qué palabras clave están atacando?
  • ¿Cuál es su estructura web?
  • ¿Qué estrategia de Linkbuilding están llevando a cabo?
  • ¿Cómo es su enlazado interno?

 

Y aunque es algo muy obvio, analizar a la competencia no debe servir para hacer un copia y pega de sus estrategias. 

Debería ayudarte a encontrar sus fortalezas, pero también aquellas debilidades que te van a permitir superarla.

velocidad-web4. Velocidad de tu tienda online

 

La velocidad de un sitio web es un factor que influye en el posicionamiento, por lo que debes cuidarla.

Da igual que lo tuyo sea un e-commerce o la página de servicios de un negocio: Google le da mucha importancia a la velocidad de carga.

Además, un sitio web lento no dará una buena experiencia de usuario y quienes visiten tu web la abandonarán si la carga es muy lenta.

Una carga web óptima oscila entre los 2 y 3 segundos. Por encima de eso, Google considera que un sitio es lento y que el usuario no aguantará tanto tiempo de espera.

Si aún no sabes cuánto tarda tu sitio en cargar, puedes medir su velocidad (página por página) de forma gratuita con herramientas como GTMetrix.

También presta atención a la Core Web Vitals que entraron en vigor como factor de posicionamiento el pasado mes de mayo.

 

diseño-responsive5. Ecommerce Responsive

 

Si Google se toma muy en serio la velocidad de carga de un sitio, también lo hace con la adaptación de este a formato móvil.

Asegúrate de que tu e-commerce está bien adaptado a móviles y que los usuarios pueden comprar sin problemas desde el dispositivo móvil.

Una herramienta con la que puedes comprobar si tu sitio web es responsive es Sreenfly, donde podrás ver cómo aparece tu sitio web en distintos dispositivos: desde su apariencia en el escritorio de un ordenador hasta tablets y móviles.

 

keyword-research-ecommerce6. Estudio de palabras clave para posicionar tu tienda online

 

Un clásico en el posicionamiento SEO: el Keyword Research.

Si ya  te tienes que tomar en serio el estudio de palabras clave en cualquier proyecto web, aquí es crucial.

Del análisis que hagas y de las conclusiones que saques se nutrirá la estructura web de tu tienda online, de la que hablaré más adelante.

Antes que nada, lo primero que debes conocer son las intenciones de búsqueda de los usuarios:

  • Palabras clave informacionales. Son aquellas en las que el usuario no tiene intención de compra y sólo está buscando información, ya sea de un determinado producto o sobre cómo llevar a cabo alguna acción.

 

Este tipo de palabras clave son las que suelen aparecer en la parte no transaccional de la web, es decir, el blog.

Vayamos con un ejemplo.

Si yo introduzco el término de búsqueda «mejor plancha del pelo», todos los resultados que arroja la SERP son informacionales.

Esto significa que la intención del usuario al introducir ese término es meramente informacional.

mejor-plancha-pelo

 

  • Palabras clave transaccionales. Son keywords donde el usuario ya está dispuesto a comprar. Suelen ir en las fichas de productos.

 

Se caracterizan por llevar verbos como «comprar». Por ejemplo, si yo introduzco el término «comprar planchas del pelo» en las SERPS, estas cambian automáticamente.

 

comprar-plancha-pelo

 

Llegados a este punto, quizás pienses que lo mejor para posicionar para una tienda online sería atacar únicamente Keywords transaccionales.

Si la rentabilidad en una tienda online está en vender, lo lógico sería prestar atención únicamente a las palabras que tienen esa intención de búsqueda.

Pero no. ¡Zasca! Vamos a ver por qué te interesa posicionar también términos informacionales.

 

inbound-marketing7. Inbound Marketing y E-commerce

 

Si bien es verdad que para que tu e-commerce sea rentable tienes que atacar aquellas palabras con intención de búsqueda transaccional, también es cierto que debes conocer el proceso de compra de un usuario.

Con esto quiero decir que, antes de tomar una decisión de compra, un usuario suele informarse, comparar productos, etc.

Es importante que tú estés presente en ese momento en el que el usuario se está informando y está haciendo comparativas de productos.

Sin ir más lejos, el primer resultado que arroja la SERP cuando escribo «mejor plancha de pelo» es indudablemente informativo.

Sin embargo, si haces click sobre el resultado, se trata de un nicho de afiliados de Amazon, cuyo objetivo último es vender productos a través de esa web.

Si el nicho está peleando por un término informacional, es porque conoce la ruta que atraviesa un usuario antes de convertirse en comprador y porque sabe que puede «convertir» a ese usuario para que realice una compra.

¿Cómo saber si un término de búsqueda es informacional o transaccional? Básicamente, usando el modo incógnito e introduciendo el término en el buscador de Google.

Si los resultados que arrojan las SERPS son transaccionales, entonces apuesta por ello y, si es a la inversa, entonces apuesta por términos de búsqueda informacionales.

Pero esto no acaba aquí.

A través de artículos del blog que ataquen palabras clave puramente informacionales, puedes transformar la intención informativa del usuario en transaccional. Esto es lo bonito del SEO y la magia del Inbound Marketing 🔼.

En otras palabras: si le das un buen contenido informacional al usuario, ya sea informándole sobre un producto, haciendo comparativas o explicándole con detalle cómo se realiza un proceso, puedes conseguir que realice una compra si le recomiendas un producto en el interior de un artículo de tu blog.

Por ejemplo, si busco «qué son los radicales libres y cómo combatirlos» me sale este resultado.

 

que-son-radicales-libres

 

A una intención de búsqueda informacional, por lo general, le va a salir un resultado de búsqueda informacional.

Si entro en el artículo de Freshly Cosmetics, encuentro una exposición detallada sobre qué son los radicales libres y cinco remedios naturales para combatirlos.

Pero la cosa no se queda aquí.

Freshly Cosmetics es una tienda online y tiene que rentabilizar sus esfuerzos haciendo SEO, así que, hacia el final del artículo, menciona que los radicales libres se pueden combatir con esos productos naturales y que esos mismos productos se encuentran en su e-commerce y enlazan con el anchor text «productos freshly».

Y así, si un usuario visita el artículo de Freshly y acaba comprando, su intención de búsqueda informacional se habrá convertido en transaccional. 

Y aún cuando no termine comprando, Freshly también saldrá ganando, porque ha brindado contenido de valor al usuario y este se queda satisfecho con el contenido recibido.

Quizás en el futuro visite el blog para otra duda y entonces sí, estará listo para comprar.

Y si necesitas otra razón para apostar por artículos con contenido informativo, ten en cuenta que, si haces un buen artículo, este puede ser enlazado desde otros blogs con autoridad, lo que haría que esa URL gane autoridad.

Además, puede transmitir autorirdad, mediante el enlazado interno, a las páginas de contenido transaccional que cites en el artículo.

Consejo TOP: desde Analytics puedes saber si tus artículos informacionales llevan a decisiones transaccionales desde dos formas:

  • La primera, desde la columna izquierda de Comportamiento, eliges la opción «Flujo de Comportamiento».  Allí aparecerá la manera en que los usuarios navegan entre las páginas de tu web.
  • La segunda es creando un embudo de ventas para comprobar si tus artículos convierten. En este artículo tienes más detalles. 

Después de este punto, seguramente ya tienes más que claro que debes apostar tanto por palabras clave informativas como transaccionales para posicionar a tu tienda online en el top de Google.

 

8. Arquitectura Web

 

Si las palabras clave son importantes, la estructura web también es igual de importante. Una vez decididas las palabras clave que vas a usar, tienes que pensar cómo repartirlas a lo largo de la web.

Recuerda que a cada palabra clave le corresponde una URL. No puedes posicionar dos palabras clave en la misma URL.

 

Arquitectura SILO: Desde las categorías más generales a las más específicas

 

Si bien ya tienes claro que las palabras informacionales se van al blog, debes pensar qué haces con los términos

arquitectura-web

transaccionales, porque pueden colocarse, o bien en una categoría, en una subcategoría o en una ficha de producto.

La arquitectura típica de un e-commerce es la «arquitectura SILO». Es la estructura típica en la que se va desde términos más generales a términos más específicos.

El usuario va desde las categorías hasta las subcategorías, por lo que la web tiene un aspecto «ordenado» y facilita la usabilidad web.

Por ejemplo, en el caso de Promofarma, su estructura web está hecha de tal manera que el usuario puede navegar desde la categoría general «Salud» a subcategorías más específicas como «Botiquín».

 

categoria-promofarma

 

Al hacer click en «Botiquín», ya se despliegan las fichas de productos.

 

ficha-productos-botiquin

Esta es una manera muy intuitiva y muy sencilla para que los usuarios puedan recorrer la web y no se pierdan.

Cuando posiciones palabras clave a lo largo de la web, debes ser muy cuidadoso con las canibalizaciones. Por ejemplo, no puedes posicionar la misma ficha de producto en dos categorías distintas. A cada palabra clave (y su producto correspondiente) debes posicionarlo en una sola categoría.

Por ejemplo, en el caso del producto «Relec Repelente de Insectos Extra Fuerte», sólo puede estar en la categoría de Salud y subcategoría de Botiquín, pero en ninguna más.

Si esto sucediese, no sólo tendría lugar una canibalización, sino también contenido duplicado.

9. Optimización de las Fichas de Producto

 

La ficha de producto no debe incluir únicamente la descripción estándar que te haya enviado el proveedor, en el caso de que el producto no sea hecho por ti.

Si haces eso y se trata de un producto que no vendes sólo tú, sino más tiendas online, vas a tener contenido duplicado con respecto a otros e-commerce y esto va a dañar tu posicionamiento.  

Puedes ver este ejemplo en el que tanto Planeta Huerto como Modrego Hogar venden el mismo estuche de vapor de Lekué pero tienen una ficha de producto completamente diferente.

Entonces, ¿cómo puedes optimizar tu ficha de producto?

ficha-producto

Aprovecha el storytelling para trabajar las ventas de tus productos.

Actualmente, las ventas que se realizan son emocionales: los productos de tu tienda deben contar una historia e ir más allá de las características de tu negocio.

Los clientes no compran un producto, compran «una idea», «una marca y necesitan entender por qué deben elegirte a ti y no a otros.

Es el caso de Freshly Cosmetics, marca que he comentado antes, siempre remarcan en los productos su compromiso con el cuidado, tanto del medio ambiente, como de la salud de la piel.

Adelántate a las preguntas del potencial cliente, satisface su curiosidad y genera el deseo de tener el producto en sus manos. Esto te va a ayudar a evitar el  contenido duplicado.

Veamos, más específicamente, cómo puedes mejorar las fichas de tus productos.

  • Nombre del producto y descripción: lo primero que debes hacer es nombrar al producto. Acto seguido, describirlo en una sola línea.

 

Puedes tomar como referencia este ejemplo de Freshly Costmetics  y este otro de Promofarma. Ambos nombran al producto y, a renglón seguido, lo describen brevemente para que el usuario entienda de qué va el producto.

Después viene una descripción mucho más extensa. La descripción no se enfoca en resaltar las características del producto. En ambos casos, se habla de los beneficios del producto.

En Promofarma, se resalta que el producto sirve para repeler mosquitos e insectos, mientras que en Freshly se subraya su aspecto eco-friendly a la vez que habla de sus virtudes.

Por tanto, toma en cuenta que la descripción de tu ficha de productos no debe ceñirse a aspectos puramente descriptivos, sino que debe resaltar los aspectos más beneficiosos de tu producto, el por qué debería alguien adquirirlo y, también, dirigirte a tu Buyer Persona.

  • Características físicas del producto, uso y especificidades del envío. Por supuesto, debes dejar claro cuál es el tamaño, o la capacidad si se trata de un producto líquido o una crema, o la talla y el color, si se trata de ropa, etc.

 

También deja claro si el producto tiene alguna especificidad, por ejemplo, si no es aconsejable que lo usen personas con determinadas alergias o patologías.

Si tu producto debe ser usado de alguna manera en especial, deberías indicarlo en la ficha para que el usuario sea consciente de ello.

Además, esto estimulará su imaginación, como en el caso de la crema corporal de Freshly. Puedes aprovechar el «manual de uso» para incorporar una imagen atractiva en la ficha de producto que incite a la compra.

¿Tu producto tiene un empaquetado o un proceso de envío especial? Quizás quieras contarle a tus clientes cómo llega su producto a casa. Quizás usáis medios de transporte que contaminan menos o tu producto trae alguna sorpresa en su paquete. No dejes de aprovechar la ficha de producto para mencionarlo y estimular a tu cliente potencial.

  • Un botón de compra visible (y grande a ser posible). Imprescindible si quieres que haya ventas, tu botón de compra ha de ser visible.

Añade una llamada a la acción como «Añadir al carrito». Si tu marca tiene una personalidad muy diferenciada y tienes la oportunidad de añadir un CTA mucho más llamativa, te animo a hacerlo, siempre y cuando quede claro que estás invitando al usuario a pasar a la acción.

  • Prueba social. Hoy en día, nos cuesta comprar un producto si no está incluida alguna valoración u opinión.

 

Debes incluir las valoraciones y opiniones de los productos en un lugar visible de la ficha.

Es posible que un usuario haga click antes en las opiniones que en la descripción del producto, o que abandone tu web si ve que tu producto tiene una mala valoración.

  • Aprovecha para realizar venta cruzada. ¿Tienes clientes que han adquirido ese producto pero también lo complementaron con otros?

Enlaza otros productos relacionados con el que aparece en la ficha de producto y, además de mejorar el enlazado interno de tu web, aumentarás la facturación media de tu carrito.

Incluso, puedes aprender de la estrategia de PromoFarma que, al ser un e-commerce que trabaja con varias marcas, recomienda productos distintos de la misma marca y también productos relacionados e, incluso,  novedades relacionadas con la categoría en la que se encuentra el usuario.

10. Enlazado Interno

 

El interlinking o enlazado interno incide directamente en tu posicionamiento web.

Por ejemplo, la página Home es la que más autoridad tiene y traspasa autoridad, a su vez, a las distintas páginas del sitio web a través del menú o el footer o los enlaces que hayas colocado.

Uno de los objetivos del enlazado interno: que el usuario dé el menor número de clics posibles y que los productos estén a la menos profundidad posible.enlazado-interno

 

Para acceder a los productos de Freshly desde la Home sólo son necesarios dos clicks: el primero, para abrir el menú y, el segundo, para acceder a la página de categoría de productos.

Incluso, en Freshly hay  un botón de llamada a la acción en la Home, con el CTA «comprar» que lleva directamente a la página de productos, la cual tiene un filtro filtrado en la parte superior, a través del cual se puede acceder a productos de unas determinadas características.

En este caso, el acceso a los productos se realiza a través de un único click, mejorando su enlazado y quitándole clics y profunidad.

Esto, además, ayuda a dar fuerza a la página de productos, ya que a través del botón y el enlazado que hay a través de ese botón se traspasa autoridad a la página donde se encuentran todos los productos.

En Promofarma es aún más intuitivo: basta con pasar el ratón sobre el menú hamburguesa y se abren todas las categorías y, al posar el ratón sobre una categoría, se abren las subcategorías. Además, para facilitar el enlazado de algunos productos, estos aparecen directamente junto a las categorías.

Incluso, en Promofarma saben que los usuarios buscan productos de marcas específicas y también incluyen enlaces directos hacia las marcas.

Aunque debes analizar de qué forma tu competencia está planteando su enlazado interno, también es importante que analices cómo buscan tus productos tus clientes potenciales.

Esto te dará muchas pistas de cómo debes plantear la estructura web de tu sitio.

 

intencion-busqueda-usuario

 

Por ejemplo, imagínate que vendes «pasta dental». ¿Cómo buscan los usuarios este término?

En primer lugar, vemos que lo buscan por características específicas, como «blanqueadora», «sin flúor» o «para la hipersensibilidad», o según su concentración «1000 ppm» o «2500 ppm».

Vemos también que la buscan según su marca: «lacer» ó «parodontax».

Bueno, pues teniendo en cuenta esto, puedes dividir la subcategoría «dentífricos» en filtros como «Según marca» o «Tipos».

También, si ves que se vende más un determinado tipo de dentífrico, puedes colocar enlaces directos sobre los productos para facilitar la vida al usuario y fomentar el enlazado interno hacia ese producto, como lo hacen en Dos Farma.

 

Como ves, controlar la estrategia SEO de un E-commerce es muy complejo y se necesitan de conocimientos avanzados de SEO para plantear una estrategia ganadora que atraiga tráfico cualificado a tu sitio web.

Si estás atascado con el posicionamiento de tu e-commerce, puedes contactar conmigo. Has tardado más en leer este artículo que lo que tardarás en escribirme. Si necesitas que tu proyecto web despegue, ¡no esperes a mañana!

 

 

 

 

Sin comentarios :(

¿Te gustó? ¿Te ha inspirado? ¡Cuéntamelo en los comentarios!

Share This

¡Hola! ¿Aceptas mis cookies? Gracias a ellas, tus anuncios en Google pueden ser más efectivos. ¿A que ahora las aceptas de buena gana? Más información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar